Alcobendas Sport 0 – 0 Pozuelo de Alarcón

Empate que sabe a poco

24173649_1726164647401945_4637211065460773148_o

Ambos contendientes brindaron un gran espectáculo al público en un partido en donde el equipo recuperó el juego de las primeras jornadas.

Duelo directo de la zona alta de la tabla en el Luis Aragonés entre dos equipos que llegaban tras sendas victorias y que están en esos puestos por méritos propios. El partido prometía y se acabó cumpliendo un encuentro lleno de intensidad y buen juego, sobre todo el del equipo de Mateo García, que volvió a la inercia de juego del inicio de temporada.

Pronto comenzaron los acercamientos, aunque sin excesivo peligro. El Alcobendas Sport ponía el juego y el Pozuelo la velocidad en las contras. Fruto de ellas dispusieron de la ocasión más clara del partido, tras una jugada muy rápida que acabó con un remate de Jime al larguero. Antes Nachete lo había intentado con un disparo de falta que se marchó rozando el lateral de la red.

Los acercamientos del conjunto local fueron a través de Rubén Blanco y Saam, con dos zapatazos desde fuera del área. Uno acabó en saque de esquina y el otro en las manos de Nacho Gil.

Tras el descanso el equipo subió una marcha más, y empezó a conectar más con los hombres de ataque que volvieron a recordar en movilidad a los primeros encuentros de liga. Y también llegó la polémica al Luis Aragonés, al anular el colegiado un gol legal de Rubén Blanco de cabeza. Jugada muy rápida y complicada para el árbitro que lamentablemente no acertó en su decisión.

El partido mejoró por momentos y se vieron ocasiones de ambos. Yelco intervino en dos ocasiones con dos grandes paradas, una tras un disparo de David Fernández y otra al atajar un cabezazo de Álex Díaz. Por su parte el equipo de Mateo ganó en profundidad con la entrada de Álex García, que volvía tras varias semanas lesionado.

Dos centros apurando línea de fondo, de Saam que acabo despejando Nacho Gil a córner, y de Thomas que encontró a Miguel Herranz en el área pequeña, estuvieron a punto de decantar la balanza para el equipo local. Pero minutos después llegaron dos más, una falta lateral de Gonzalo Saiz rematada por Iñaki que no encontró portería. Pero la más clara la tuvo Raúl Díez con un zapatazo desde 30 metros que golpeó la madera con violencia.

Con el equipo volcado se produjeron dos expulsiones, una para cada equipo, en un partido que no fue nada violento. Finalmente se llegó al final con el empate que supo a poco para el equipo de Mateo, que si bien es cierto no consiguió sumar los tres puntos, recuperó las buenas sensaciones en cuanto a juego.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s